Cómo desconectar (de verdad) en vacaciones

Después de pasar todo un año trabajando, deseamos que lleguen las vacaciones para salir a la aventura, para poder descansar, o simplemente, para ver pasar el tiempo. Pero, si queremos disfrutar de nuestras ansiadas vacaciones, debemos bajar nuestros niveles de estrés diario. Para lograrlo, debemos desconectar de las obligaciones laborales y cotidianas, lo cual resulta algo difícil para muchas personas. Te ayudamos a desconectar durante las vacaciones.

Las vacaciones para la familia son muy deseadas por los adultos y los pequeños de la casa, es por esta razón que debemos planificar las mejores actividades para desconectar durante las vacaciones ¿Te apuntas?

 

¿Qué actividades puedes hacer para desconectar en vacaciones?

Cuando salimos de vacaciones, necesitamos organizarnos para poder deleitarnos del tiempo que disponemos alejados de las tareas laborales o cotidianas. La mejor forma de desconectar de tu estresante día a día es realizar actividades que se salgan de tu zona de confort y que relajen tu mente y cuerpo.

A continuación, te proponemos una serie de actividades para que consigas olvidarte del estrés diario:

1.     Pasa más tiempo con los tuyos

La mejor forma de “reiniciarte” es pasar más tiempo con aquellas personas que te ayudan a recargar las pilas. Recuperar tu vida social, o familiar, te ayuda a consolidar lazos afectivos que nos ayudan con nuestra salud emocional.

Por ejemplo, podéis regalaros un viaje. Hacer una escapada es una de las mejores actividades para desconectar en vacaciones. Nos permite olvidarnos por un tiempo del trabajo, o los estudios, y conocer nuevas culturas o gastronomías. En tu destino puedes realizar actividades que te gusten y que por el estrés diario las habías dejado a un lado. ¡No dudes en retomar tus hobbies!

2.     Las actividades al aire libre son perfectas para desconectar

vacaciones desconectar con amigos

Cuando hacemos actividades como ir bicicleta, correr, o caminar, estamos en contacto con la naturaleza, y sin duda nos ayudan a liberar el estrés. Nos llenamos de esa energía que transmite la naturaleza, y nos olvidamos de los problemas diarios.

Además, al llevar a cabo más actividades físicas podrás descansar mejor. Ahora que te encuentras de vacaciones, puedes aprovechar para dormir más horas, ya que, no tienes que levantarte tan temprano como de forma habitual.

Incluso, puedes dormir una preciada siesta por la tarde; de este modo, puedes aumentar tus energías y relajar tu cuerpo.

Aprovecha el momento de las vacaciones para realizar ejercicios para descargar la adrenalina, y trata de dormir bien para recuperarte todo lo que puedas. Es el momento de plantearte un nuevo estilo de vida que te permita estar activo durante todo el año.

3.     Desconectar de la tecnología y del trabajo

Si deseas disfrutar al máximo tus vacaciones, debes desconectar de la tecnología, del portátil y de los teléfonos móviles. Olvídate de lo que pasa en la oficina, y opta por leer libros, la prensa, etc.

Si tienes un teléfono de empresa, la opción es prescindir de él evitando conversaciones relacionadas del trabajo. Lo mejor para que nadie te moleste es desconectar todas las aplicaciones del teléfono móvil y bloquear las notificaciones del correo electrónico. Atiende solo lo que realmente sea urgente, lo demás puede esperar unos días y lo podrás tratar con más energía.

Si quieres desconectar de verdad es recomendable no hablar del trabajo. Conversa sobre temas de actualidad, de las actividades que habéis realizado, o de tus hobbies preferidos. ¡El trabajo puede esperar!

4.     Realiza actividades de ocio con tus hijos

4. Realiza actividades de ocio con tus hijos

Las vacaciones son el mejor periodo para disfrutar con la familia y pasar más tiempo con tus hijos. Solo es necesario tener ganas de pasarlo bien. Planifica un rato para jugar al parchís, o cualquier juego de mesa, o un gymkana al aire libre, etc. seguro que les encantará efectuar cualquier actividad fuera de lo cotidiano. Solo deberás adecuarte a la edad de tus hijos, o dejarles que ellos preparen la actividad.

Planificar actividades familiares amenas es clave en vacaciones, pero no olvides que son tus vacaciones, por eso, intenta tener tus momentos para ti. Busca actividades para pasar tiempo en familia, y otras individuales para hacer lo que más te guste. ¡Cuídate!

Dedícate a leer tu libro favorito y a ver esas series, o películas, que tanto te gustan. Tal vez, en algún momento has querido practicar yoga para relajarte y nunca has tenido tiempo para aprender. Son tus vacaciones y debes desconectar de verdad para disfrutarlas.

5.     Permítete no hacer nada

5. Permítete no hacer nada

Al encontrarte de vacaciones puedes bajar el ritmo de las actividades cotidianas y así disfrutar de cada momento: desayunar al aire libre, pasear, o contemplar un atardecer.

Pero, a veces, pensamos que en este tiempo libre debemos hacer muchas actividades, o visitar muchos lugares, para disfrutar. En realidad, aunque la sociedad nos empuje a esa “diversión” constante, no siempre es necesario estar activo. Cuida tu estrés, y si te agobia visitar una ciudad en dos días, pues permítete parar y respirar. No es momento de subir el nivel de estrés y el agotamiento. ¡Tómatelo con calma y haz solo lo que tú desees!

El permitirnos no hacer nada es clave para ayudarnos a descansar y reconectar con nosotros. Incluso, es placentero dedicarnos pequeños momentos para estar acostados, dejando que el tiempo pase, o simplemente, mirando al horizonte.

 

Las vacaciones son necesarias para recargarnos de energía, por eso, lo mejor es que antes de marcharte cierres todos los temas importantes de tus actividades diarias. Ese esfuerzo te permitirá no pensar tanto en tu vuelta, y te aliviará la carga de tu regreso. Durante este tiempo libre es necesario reducir tus preocupaciones. Aprovecha para cuidarte, o darte un capricho preparándote un batido saludable.

Recuerda que, aunque sueñes con unas vacaciones muy especiales, lo crucial es alegrarse cada día un poquito para volver con energía. ¡Es el momento de cargar las pilas!

Review Cómo desconectar (de verdad) en vacaciones.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Se debe poner una puntuación

Comentar